En Ingeniero Juárez se inauguró una Oficina de Violencia Intrafamiliar y se amplió el Juzgado de Paz

Fueron inauguradas recientemente en la ciudad de Ingeniero Juárez una Oficina de Violencia Intrafamiliar y la primera etapa de las obras de ampliación del Juzgado de Paz de esta lejana localidad ubicada en el extremo oeste de Formosa.

Esto ocurrió durante un acto oficial realizado el pasado jueves en la sede del Juzgado de Paz y que estuvo presidido por el titular del Superior Tribunal de Justicia, Guillermo Horacio Alucín, acompañado del procurador General, Sergio Rolando López.

La ceremonia comenzó con la presentación de las autoridades presentes, luego se entonaron las estrofas de los himnos Nacional y Marcha a Formosa y a su término habló el doctor Alucín, haciendo referencia a la importancia del acontecimiento.

Con posterioridad se procedió al corte simbólico de cinta y al descubrimiento de una placa empotrada en la sala de espera del Juzgado de Ingeniero Juárez. El acto finalizó con una recorrida por las instalaciones.

Esfuerzo conjunto

Al hacer uso de la palabra, el doctor Alucín dijo que es un “alto honor y un placer” llegar hasta esta zona tan distante para hacer realidad un anhelo que desde hace mucho tiempo venía siendo proyectado por el Poder Judicial.

Asimismo, valoró el esfuerzo realizado por el Poder Judicial que con recursos propios pudo concretar este proyecto, consciente de que el tratamiento de los temas de violencia familiar es de fundamental importancia para la sociedad. “Siempre decimos nosotros que la actividad del Poder Judicial tiende a ser más compleja no solo porque son cada vez más complejos los delitos, las contravenciones y los temas que se tratan, sino también porque obviamente al aumentar la población también exige de parte de los funcionarios del Poder Judicial poder atender con eficacia el servicio de justicia, porque esto es la justicia, un servicio”, remarcó.

En este contexto, dijo que la sociedad necesita ser atendida y acompañada en lo que es el tratamiento de situaciones de violencia intrafamiliar de la que nadie está exento, razón por la cual desde el Superior Tribunal de Justicia –como ciudadanos, como formoseños y como padres de familia- se sintió la obligación de responder a la comunidad de esta necesidad cada vez más acuciante.

El doctor Alucín habló de la importancia de encarar un esfuerzo conjunto para erradicar los graves problemas que afronta una comunidad, donde todos los sectores, la Policía, la Municipalidad y los demás efectores de la sociedad, juntamente con el Poder Judicial “tratemos de encontrar una solución ante sucesos que tarde o temprano van a repercutir en la comunidad y lo que es peor en nuestras familias”.

En este sentido dijo que el trabajo será coordinado con todos los representantes del Estado, ya que pretender que hoy el Poder Judicial pueda aisladamente una respuesta o solución es una utopía. “Todos juntos con la misma sociedad debemos aunar fuerzas y criterios, debemos todos trabajar en pos de una sociedad más justa que tienda a una mejor calidad de vida”, enfatizó.

Por otra parte, recordó que el Juzgado de Paz de Ingeniero Juárez lleva más de 30 años funcionando dentro de una jurisdicción muy extensa, por lo que adelantó que se está estudiando la posibilidad de crear Delegaciones Vecinales en aquellos sectores que más lo necesiten.

En este marco, agradeció públicamente el acompañamiento de la Municipalidad de Ingeniero Juárez y el permanente respaldo de la Policía provincial con unidades y dependencias que trabajan en la jurisdicción.

“Queremos compartir con todos ustedes nuestra satisfacción, fue un esfuerzo legar hasta acá, este esfuerzo se debe a todos los aquí presentes, en el hecho que hoy nos decidamos a inaugurar esto es fruto del trabajo conjunto, no solo del Juzgado de Paz, sino del Municipio, de la Policía y de todos los estamentos de la comunidad, a quienes públicamente le damos nuestro agradecimiento y renovamos ese compromiso que han sabido demostrar hasta el día de la fecha”, destacó el magistrado.

Al importante acto asistieron el juez de Paz de Ingeniero Juárez, Héctor Alfonso Paredes, el inspector de la Justicia de Paz, Oscar Marcelo Paolisso, el intendente del lugar, Rafael Nacif, los presidentes de las Comisiones de Fomento de Laguna Yema, El Chorro y Los Chiriguanos, jueces de Paz de localidades vecinas, el juez de Las Lomitas, Marcelo Picabea, el jefe de la UR-6, comisario mayor Martir Vallejos, otros funcionarios y jefes policiales de la jurisdicción, empleados judiciales y público en general.

Compartir ...

Enviar a FacebookEnviar a Google PlusEnviar a TwitterEnviar a LinkedInEnviar por email

Usuarios online

Hay 85 invitados y ningún miembro en línea