Narcomenudeo: Incineraron marihuana y cocaína secuestrados en distintos operativos

Se realizó ayer en la fábrica Unitán y fue supervisado por el presidente del STJ, Guillermo Alucín.  

El presidente del Superior Tribunal de Justicia, doctor Guillermo Horacio Alucín y el juez de Instrucción y Correccional del fuero contra el Narcocrimen, doctor José Luis Molina, supervisaron y dirigieron ayer en horas de la mañana la incineración de estupefacientes secuestrados en procedimientos realizados en nuestra provincia y que corresponden a expedientes que se tramitan ante esta Magistratura.
La actividad tuvo lugar en la fábrica Unitán de nuestra ciudad que cuenta con la infraestructura adecuada para este cometido, y que gentilmente colaboró con el Poder Judicial al poner a disposición uno de los hornos de la Sección de Calderas de la empresa taninera.

Además del titular del STJ y del juez competente en esta materia, también participó del procedimiento la secretaria del Juzgado contra el Narcocrimen, doctora Yanina Gutiérrez y el subsecretario de Lucha contra el Narcocrimen de la provincia, comisario general retirado Juan Bernabé Escobar. También asistieron técnicos del Centro de Investigaciones Forenses (CIF) y un grupo de policías del Destacamento de Desplazamiento Rápido (DDR) que se encargó de custodiar el estupefaciente trasladado hasta la fábrica para su posterior incineración.

Al Juzgado de Instrucción y Correccional del fuero contra el Narcocrimen ingresaron a la fecha un total de 800 expedientes que se encuentran en trámite, con secuestros de marihuana, cocaína, plantines de marihuana, pastillas psicotrópicas, celulares, dinero en efectivo, jeringas, computadoras portátiles y tablets.

Ayer fueron incinerados el equivalente a 9.360 cigarrillos de fabricación casera, denominados comunmente "porros" (9.360 gramos de marihuana) y 240 gramos de cocaína, correspondientes a 89 expedientes ingresados al Juzgado contra el Narcocrimen.

Esfuerzo conjunto

En declaraciones a la prensa, el juez Molina destacó la trascendencia del procedimiento realizado en Unitán, y dijo que independientemente de la quema en sí misma, la Justicia de Formosa está cumpliendo con lo que ordena la ley nacional, provincial y la reglamentación del Superior Tribunal de Justicia.

Explicó el magistrado que el Juzgado a su cargo lleva secuestrados 90 mil gramos de marihuana, que es la droga de mayor incautación, sin perjuicio que también se desarticularon bandas que comercializaban cocaína, pastillas y otros alucinógenos.

El juez indicó que la unidad de medida que maneja el Juzgado es el cigarrillo de fabricación casera, conocido como "porro", que tiene un peso aproximado de un gramo cada uno, lo que significa en la práctica que los procedimientos concretados permitieron sacar de circulación 90 mil dosis o porros de marihuana que no llegaron a manos de los pequeños consumidores. "Además es lo que la jurisdicción y la ley nos habilita a nosotros como micromercado, ya que nuestra competencia se circunscribe a aquellas dosis fraccionadas de tal suerte que son destinadas directamente al consumidor", detalló.

Por otra parte, valoró el trabajo constante y articulado que se viene llevando adelante con los demás estamentos del Estado en la lucha contra este flagelo social poniéndose el foco no solo en el consumidor sino, fundamentalmente, en aquel que comercializa y contamina con su actividad nuestro tejido social.

El juez Molina consideró un "error garrafal" de parte de aquellas comunidades que han menospreciado el fenómeno del narcomenudeo, toda vez que esta actividad constituye la puerta de entrada de algo mucho peor que hace las veces de multiplicador de otros delitos. "Una vez que perfora el tejido social es difícil revertir la situación", enfatizó el magistrado, quien destacó la reacción que tuvo el Estado Provincial para hacer frente a este flagelo.  

Alucín: "Combatir el delito y tratar las adicciones"

Por su parte, el presidente del STJ, Guillermo Horacio Alucín explicó que la droga que ayer fue incinerada en la fábrica de Unitán es la que procesalmente estaba en condiciones de ser destruida, que no es precisamente el total de la droga que se secuestró desde que entró en funcionamiento el fuero contra el Narcocrimen.

El magistrado destacó la relevancia del procedimiento, que estuvo supervisado y coordinado por las autoridades judiciales, con la colaboración de la Subsecretaría de Lucha contra el Narcocrimen y la Policía de la provincia. "Todo esto se viene haciendo con recursos propios", puntualizó el doctor Alucín, quien agradeció públicamente la predisposición y colaboración de la empresa Unitán para poder llevar a cabo la quema de la droga.

El magistrado se refirió al esfuerzo conjunto y coordinado que viene haciendo el Poder Judicial desde que entró en vigencia el fuero del Narcocrimen en nuestra provincia a partir de la adhesión a la ley de narcomenudeo. "Toda esta organización, la puesta en funcionamiento del Juzgado y la investigación y persecución del delito se está haciendo con recursos propios y un presupuesto acotado, pese a que este tipo de delitos requiere un equipamiento específico y otro tipo de logística por la complejidad y entramado inherente a esta actividad ilegal", explicó.

En tal sentido, recordó que el artículo 5º de la ley nacional respectiva, establece que la Nación debe transferir los créditos necesarios a las provincias que se adhirieron a la ley de narcomenudeo, "pero hasta el día de la fecha no tengo conocimiento que esto haya ocurrido", reveló Alucín, quien remarcó que la provincia de Formosa está haciendo un esfuerzo significativo con sus propios recursos. "Se están haciendo las tratativas a través del Ministerio de Justicia de la Nación para ver si podemos conseguir una especie de crédito que nos permita equiparnos cada día más en la lucha contra este flagelo", reveló.

Por otra parte, recordó que la ley provincial 1627 no solo alcanza la persecución e investigación de este tipo de delitos, sino también alude al tratamiento de las personas que caen en las adicciones, ya que muchas veces los que se dedican a vender también son consumidores.

"Toda esta cantidad de funciones y objetivos que establece la legislación requiere de una adecuada inversión y un presupuesto específico a fin de poder alcanzar los fines propuestos, y por eso estamos en permanente gestión con el Ministerio de Justicia de la Nación para seguir fortaleciendo la investigación y persecución de este flagelo, no solo desde el marco delictual sino también desde el tratamiento de las adicciones", remarcó el titular del STJ.

Compartir ...

Enviar a FacebookEnviar a Google PlusEnviar a TwitterEnviar a LinkedInEnviar por email

Usuarios online

Hay 107 invitados y 5 miembros en línea